14/09/2021/

DURANTE EL PASADO MES, EL TOTAL DE AUTÓNOMOS PENSIONISTAS SE HA SITUADO EN 1.975.000

Según los datos de la Seguridad Social, la pensión media por jubilación en el Régimen Especial de la Seguridad Social de Trabajadores por Cuenta propia o Autónomos (RETA) apenas ha subido 170€, situándose, en este decenio en 793€, mientras que la del Régimen General de la Seguridad Social es de 543€ más que la del RETA, concretamente de 1.336€.

El inconveniente del RETA no es solamente el sistema de cotización vigente, sino que también, y consecuencia de lo anterior, lo es la brecha de las pensiones, por lo que se hace necesario abordar el cambio de modelo de cotización para las personas trabajadoras por cuenta propia, además de la resolución de uno de los principales quebraderos de cabeza en nuestro colectivo: las pensiones.

Para César García, Secretario General de AMTAS-UPTA, «este es sin duda uno de los grandes problemas a los que nos enfrentamos, ¿Quién puede vivir con apenas 793€ al mes? Tal y como están las cosas podemos asegurar que los jubilados autónomos están más cerca de una pensión no contributiva o de subsistencia que de una pensión contributiva, a pesar de llevar toda una vida cotizando».

Sin duda alguna, detrás de esta situación están las bajas cotizaciones que, en estos años de trayectoria del RETA, se han realizado por parte de la mayoría de las personas trabajadoras autónomas, pero ha llegado el momento de cambiar esta realidad.

Desde AMTAS-UPTA, hemos planteado al Ministerio de Inclusión, Seguridad Social y Migraciones, varias propuestas con la finalidad de establecer incentivaciones voluntarias para aumentar las bases de cotización en nuestro colectivo.

Así se podría resolver en parte el problema: la creación de un fondo de pensiones adicional al Sistema, que funcione con características similares a los privados y con aportaciones que tuvieran ciertas ventajas fiscales, que se regularizarían en el momento de su percepción, tal cual están funcionando los seguros de pensiones privados.

Estas aportaciones adicionales podrían acumularse a las bases de cotización mediante un mecanismo de regularización anual antes de la finalización de cada ejercicio.

César García, “confiamos en que durante las próximas semanas el ministerio nos traslade su idea de fomentar un plan de pensiones público y poder negociar la mejor propuesta para nuestro colectivo”.